Noticias

Echa un vistazo a las actualizaciones del mercado

Manuela Carmena y el PSOE acuerdan cambiar el Plan Urbanístico de Madrid de 1997

El acuerdo entre el PSOE y Ahora Madrid que acompaña a los presupuestos de 2017 plantea la necesidad de revisar el actual Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de 1997, además de otros cambios en materia de urbanismo como controlar en 2017 la concesión de licencias para apartamentos turísticos en algunos barrios.

Estas propuestas en materia de urbanismo son algunas de las incluidas en las 24 páginas del texto que han suscrito Ahora Madrid y el PSOE con motivo del pacto para la aprobación de las cuentas de 2017.

En ese texto ambos grupos marcan una estrategia común sobre las líneas políticas que deben regir el Gobierno de la ciudad en muchas materias, entre otras el urbanismo, donde se marcan como objetivo trabajar en un nuevo PGOU con la intención de sustituir un modelo “fracasado y pervertido”, a pesar de la intención inicial el equipo de Gobierno de Carmena.

Esta estrategia enmienda parcialmente la política urbanística del equipo de Carmena, ya que si bien se reconocen los “pasos puntuales” dados para mejorar proyectos urbanísticos como el de Mahou-Calderón o la antigua Operación Chamartín, se reivindica un “urbanismo de cercanía” para obtener una ciudad más sostenible.

Para ello ambos grupos concretan una serie de medidas entre las que se encuentran la paralización de las tramitaciones de planes espaciales que actúen en edificios catalogados para que de ese modo no se dé el visto bueno a obras que ponen en peligro la singularidad de los edificios.

También se buscará un “pacto” con el resto de administraciones para que no enajenen suelo público salvo en situaciones muy puntuales, con el objetivo de que el Consistorio tenga como prioridad “la no autorización de cambios de uso de suelos y edificios“.Además, el Ayuntamiento no venderá ni suelos ni inmuebles.

Por otro lado, según este documento, se establecerá un modelo turístico y, a lo largo de 2017, mientras se llega a un acuerdo sobre ese modelo, “se controlará la concesión de licencias de viviendas turísticas y hoteles en los barrios de Sol y Cortes del distrito Centro, en el de Rejas de San Blas y en el distrito de Barajas”.

Además, y pese a que el equipo de Gobierno pretendía desestimar el plan para proyectar viviendas en las antiguas cocheras de Cuatro Caminos, el acuerdo con el PSOE acuerda que el área de Desarrollo Urbano Sostenible (DUS) “establecerá de forma clara y comprensible las condiciones de desarrollo” del área en condiciones de respeto al patrimonio histórico, “permitiendo la reordenación y adecuación del ámbito para responder a las necesidades de la ciudad y para mantener los aprovechamientos urbanísticos de los cooperativistas conforme a lo que a este respecto establezca la legislación”.

En materia de vivienda, el acuerdo entre Ahora Madrid y su socio de investidura implica ceder a la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) capital suficiente para la construcción este año de un mínimo de 2.585 viviendas públicas, además de iniciarse los trámites administrativos para calificar el suelo municipal destinado a uso residencial como de “dominio público”, con lo que se dificulta su futura venta.

FUENTE: http://www.elmundo.es/economia/2017/02/09/589c9044268e3e435a8b4636.html

Deja un comentario